Translate page:

domingo, 24 de marzo de 2013

Trufas de mini Oreo


Desde pequeña me han encantado las trufas, además mi madre las cargaba un poco de más con el coñac por lo que si me tomaba más de 3 al día me ponía un poco piripi y mi padre se reía de mi ^^
Hace años que no como trufas así que ayer decidí hacer las mías, pero no las tradicionales, sino con galletas Oreo. La idea me vino pensando en cual de todos mis postres aquí realizados ha sido el "dulce estrella" y aplastantemente el que más visitas a tenido son mis Cupcakes de galletas Oreo y no solo en Internet también en mi familia. Así que me dije voy a repetir con el ingrediente estrella, pero esta vez unas deliciosas y sencillas trufas.



Las preparé ayer a las 20:00h y para después de cenar no pudimos evitar zamparnos 3 cada uno (antes de pasar por el punto 6 de preparación), así que a éste bol le vienen faltando 6 trufas para la foto jajajaja. Después de hacerlas he probado una y vaya diferencia, de verdad no ser impacientes como nosotros y tomarlas cuando haga el tiempo mínimo, pues así están consistentes y como debe ser la trufa, ayer las tomamos algo blandas ^^


Ingredientes:
Preparación:
  1. Tritura las Oreo en el procesador de tu batidora (yo tengo el cacharro de las cuchillas de Braun, pero si no tienes picalas en un mortero aunque el trabajo te costará el doble). 
  2. Pasa la mezcla a un bol y añade el queso crema, y con una cuchara empieza a mezclar bien hasta formar una pasta uniforme y espesa.
  3. Añade el edulcorante y vuelve a mezclar bien. En un plato a parte esparce una cucharada de cacao en polvo.
  4. Con dos cucharitas de postre crea unas bolas no muy grandes de masa, la idea de la trufa es tomarla en 2 bocados a lo sumo.
  5. Encima del plato de cacao suelta la bola de la cucharilla y pasala por el cacao, cuando esté impregnada cogerla con las manos y encima del plato de cacao hazle una forma mas redonda (como las de las fotos) después ve colocando cada trufa en un papel individual o en uno de horno extendido en una bandeja y dejando separación entre ellas, esto es para que no se peguen.
  6. Llevarlas a la nevera 3h como mínimo. Por último vuelve a pasarlas por otra cucharada de cacao en polvo y realizando la misma operación de agitarlas un poco en la mano para eliminar el exceso de cacao (paso 5).
  7. Ahora ya puedes comerlas y ponerlas en la nevera en un bol, porque están suficientemente fuertes para no pegarse unas a otras; pero cuando vuelvas a comer el resto puede que el frío de la nevera haga que se absorba la trufa parte del cacao en polvo, no pasa nada, pero si vas a dárselas a alguien baja la temperatura de la nevera o vuelve a pasar cacao antes de empaquetarselas para regalo porque quedan más bonitas ^^.

  ✁______________
 Con esta receta participo en el Concurso: "tu dulce estrella” 
organizado por El pucherete de Mari

3 comentarios:

  1. Qué ricas, como me gustan estas trufas tan deliciosas que has preparado, si me encantan las oreos en forma de trufa ya ni te cuento. Gracias por tu aportación.
    Te agradezco de todo corazón tu participación, vamos a conseguir un recetario dulce impresionante, a la prueba me remito.
    Un beso gigante, gracias de nuevo por la receta y feliz semana santa

    ResponderEliminar
  2. Ummm¡¡ que ricas, te tengo que decir que se merecen el premio, son muy originales. Besos.

    ResponderEliminar
  3. Uff, seguro que yo tampoco hubiera podido esperar a que esas trufas tuvieran más cuerpo. Con lo chocolatera que soy, y que somos, imposible esperar. Ja ja ja.

    Saludos.

    ResponderEliminar